Skip to content

Pintxos de ovnis de bacalao y queso fresco

5 de febrero de 2013

Ovnis de bacalao y queso

Me ha costado ponerle un nombre a esto, porque es uno de esos experimentos chorras de una tarde de domingo. Lo típico: ‘a ver que hay en la nevera’, ‘cenamos cualquier cosita’, ‘no te líes’ y al final una cosa lleva a la otra y te montas una especie de ovnis en un pintxo. El caso es que salieron muy ricos, así que aunque los he tenido un tiempo en la nevera –digital, se entiende–, al final me he decidido a publicarlos.

Ingredientes:

-Unos 200 gramos de bacalao desmigado y desalado.

-Una tarrina grande de queso fresco.

-Un tomate y un trozo de cebolleta o cebolla de esos que siempre andan por la balda de los huevos en el frigorífico.

-Un huevo.

-Pan.

-Aceite de oliva, sal, perejil, un poco de mayonesa y unas huevas si se tercia para adornar y dar un punto más a pescado.

Receta:

Va a ser coser y cantar: Ponemos el bacalao desalado en crudo en un bol junto con la tarrina de queso fresco y lo aplastamos todo con el tenedor. Cuando tengamos una especie de masa blanca añadimos un par de cucharadas de cebolleta picada muy fina y unos de pellizcos de perejil picado, además del huevo batido. Le damos unas vueltas y ya tenemos la base.

Ahora solo hay que coger una bandeja de horno de esas con huecos preparadas para hacer pastelitos, tartaletas o los tan de moda cupcakes. En cualquier chino las venden. La que yo encontré tenía los huecos redondeados y por eso el resultado se llama ovnis, pero lo podéis hacer con forma de estrella, hexágono o sombrerito. Sin compromiso

Le damos una pasada de mantequilla a cada hueco, ponemos un poco de nuestra masa de bacalao, queso y huevo y lo metemos en el horno precalentado a 200 grados. Hasta que se doren los ovnis. Yo lo hice a ojo, pero echarle un cuarto de hora, más o menos.

Aprovechamos el calor del horno para tostar también unas rebanadas de pan. Las restregamos con el tomate y les ponemos unas gotas de aceite de oliva y un pellizco de sal. Luego montamos cada ovni en una tostada con un chorrito de mayonesa y las servimos como pintxo, de aperitivo o mientras vemos una buena peli.

Acompañamiento:

En la última entrada el hilo de la mejor música de 2012 había llegado hasta el dream pop de los americanos Beach House. Para buscar el contraste no se me ocurre nada más adecuado que los recios teutones de Kadavar. Unos chavales greñudos berlineses que parece que se metieron en una máquina del tiempo en los 70 y aterrizaron en nuestro mundo para grabar su primer disco. Psicodelia, rock duro, riffs machacones y mucha agitación capilar. Buenas vibraciones.

Anuncios
4 comentarios leave one →
  1. albota permalink
    6 de marzo de 2013 15:23

    Tienen que estar de muerte. Los ovnis en la cocina dan buenos resultados!

  2. 2 de octubre de 2013 9:37

    Hola. queso crema?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: