Skip to content

Empanadillas de pollo al curry

14 de mayo de 2012

Las empanadillas son uno de esos platos que siempre devuelven a la infancia, porque, al igual que las croquetas, nadie hace las empanadillas como mamá, aunque mamá las haga siempre de atún…

Ingredientes:

– Un paquete de las imbatibles obleas de La Cocinera.

– Dos contramuslos de pollo.

– Cebolla, ajo, calabacín, zanahoria y todos los restos de verdura que tengamos en la nevera.

– Un tomate, media manzana.

– queso rallado.

– curry, salsa de soja, pimienta.

Receta:

No es un plato complicado, pero hay que poner cierto interés, sobre todo a la hora de cerrar las empanadillas. Prohibido hacerlo con desgana. Es un plato perfecto para aprovechar restos.

Deshuesamos los contramuslos de pollo. No importa que seamos menos hábiles que Jack el Destripador, basta con extraer la carne, luego congelaremos los huesos en una tartera para el próximo caldo, así que dará sustancia.

Picamos el pollo en daditos y hacemos lo mismo con las verduras. Todo muy fino, que no queremos abollones en las empanadillas. Echamos a la sartén las verduras y el pollo, empezando por la cebolla y la zanahoria… el pimiento, el ajo, el calabacín, el nabo… lo que tengamos por casa. Todo muy picado. Lo rehogamos a fuego lento. Cuando el pollo esté casi hecho añadimos el tomate picado sin piel ni semillas y la manzana (también sin piel ni semillas, que conste). Le damos unas vueltas y ponemos dos cucharaditas de curry y un chorro de salsa de soja y dejamos que se termine de hacer tranquilamente mientras apuramos la cerveza que nos hemos servido. Bien fresquita. El queso rallado (también el que tengamos por casa) justo al final.

Retiramos el relleno del fuego y dejamos que se enfríe. Vamos cogiendo la masa de empanadillas y la ponemos sobre una tabla. Añadimos relleno con un tenedor, lo aplastamos un poco y cerramos haciendo un pañuelo cogiendo por los lados, como si liáramos un cigarro, presionando son los dedos para sellar la masa. Cuando llegamos casi al centro cogemos de los otros dos bordes y la misma operación. A la cuarta sale. Ojo, también se puede hacer por el método tradicional: doblando a la mitad y sellando con el tenedor, que es muy auténtico.

Yo las prefiero hacer en el horno. Lo calentamos diez minutos a 180 grados y metemos las empanadillas hasta que estén tostadas. Nada más. También se pueden pintar un poco con huevo batido para que brillen. Va en gustos. Se pueden comer frías o calientes.

Estas las hice escuchando a Andrew Bird, que casi es un ingrediente más:

Anuncios
5 comentarios leave one →
  1. cassandra permalink
    22 de octubre de 2014 12:24

    Pinta delicioso… ¿crees que se podría sustituir la salsa de soja por worcerster, o alguna otra cosa?? En mi casa hay un intolerante a la soja y siempre tenemos que ir adaptando las recetas…

    • 22 de octubre de 2014 17:56

      Pues no lo he probado, pero estoy seguro de que no habrá problema…

      • Cassandra permalink
        23 de octubre de 2014 11:19

        Probaré y comentaré resultados. Enhorabuena por el blog. Es original, divertido y huye de todo ese mundo “fresa” de algunos blogs de cocina, ya tienes una adepta más. 🙂

      • 26 de octubre de 2014 15:59

        Gracias Cassandra, un beso

Trackbacks

  1. Empanadillas de atún, paté y verduras « Comidiario, Bloc de cocina punk

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: